El mayor tesoro prehistórico de España se localizó en As Silgadas.

 

Tal día como hoy, hace 78 años, se halló en la provincia de Pontevedra el tesoro prehistórico más grande de la Península Ibérica, curiosamente es menos conocido que uno de sus hermanos hallados en la provincia de Alicante unos años después. En definitiva, repetidamente encontramos la noticia de que el tesoro de Villena es la mayor acumulación de oro de la prehistoria de la Península Ibérica. Sinceramente no encuentro el motivo, por el cual el Tesoro de As Silgadas, no suele aparecer por delante, ya que como veremos a continuación al menos en relación a su peso total, el segundo supera ampliamente al primero. Conocido como Tesoro de Caldas I, para encontrarnos con él, tenemos que acudir al Museo de Pontevedra, lugar donde se depositó el hallazgo en cuestión, procedente de As Silgadas pequeño núcleo urbano del municipio de Caldas de Reis.

Para conocer su hallazgo debemos trasladarnos a los meses posteriores a la guerra civil española, concretamente al año 1940, cuando un agricultor que efectuaba labores de roturación para la plantación de nuevos viñedos, topó con un gran aro de oro. No existen grandes datos del autor del encuentro, pero no es difícil imaginar la situación económica del mismo solo un año después del final de la guerra, por lo que su destino fue el mercado negro. Seis meses después se comenzó a rescatar algunas piezas por la guardia civil, esta última lo puso en conocimiento del antropólogo y escritor Fermín Bouza Brey, auténtico descubridor del mismo.

El aro, según las investigaciones de la guardia civil, era solo la punta del iceberg del mayor tesoro prehistórico de la Península Ibérica. No se rescató por completo, ya que se calcula que su peso total podía rondar los 28 kg de oro puro. Aun así, sus 14,9 kg superan ampliamente los casi 10 kg del conocido Tesoro de Villena. Destacar que está compuesto por:  31 lingotes en forma de circulo de diferentes tamaños, el mayor de ellos de 21 cm de diámetro y 870 gr de peso. A ello debemos sumar tres vasos, uno de ellos en forma de jarra con un asa, más un peine, y por último 6 lingotes de forma alargada.

Una de las piezas más singulares, el peine del Tesoro de Caldas I
Una de las piezas más singulares, el peine del tesoro prehistórico de Caldas I

Más preguntas, que respuestas.

El tesoro de As Silgadas, como reza el titular tiene más preguntas que respuestas. Lo más evidente es su depósito intencionado para su ocultamiento, los motivos evidentemente un misterio difícil de resolver. Ni más, ni menos, que, como el momento del hecho, los expertos no se ponen de acuerdo con la datación del mismo. Los datos giran en torno a los inicios de la Edad del Bronce, hace aproximadamente unos 4.000 años. Aunque este aspecto genera grandes controversias, debido a dos cuestiones principales; por un lado, su técnica de elaboración denominada de “cera perdida” la cual se duda que puede ser tan antigua. Y por otro la composición del mismo, con gran cantidad de lingotes sugiere algún sistema de pago, que nos lleva a pensar en los momentos más recientes de la Edad de los metales.

La zona donde se ocultó presenta unas características especiales que le proporcionan un valor añadido. El valle del río Umia es una de las zonas más fértiles del sur de Galicia, gracias a su bonanza climática, con inviernos muy suaves y veranos poco calurosos, acompañados por un régimen de lluvias invernales que proporcionan una rica tierra para la agricultura y ganadería. Todo ello convirtió este pequeño valle en una de las zonas más pobladas desde la prehistoria y en un lugar de paso; sin ir más lejos, en época romana pasaba por dicho lugar una calzada, y desde época medieval el lugar ha visto pasar a los millones de peregrinos que acuden a Santiago de Compostela.

Caldas de Reis en la actualidad
Caldas de Reis en la actualidad

Sus ocultadores también son un misterio, pero evidentemente pudieron contar con una clara estructura social de jefatura guerrera. Según cálculos de la arqueología experimental; 28 kg de oro, no eran sencillos de acumular, ya que pudieron suponer el trabajo de más de 15 personas durante un año bateando los ríos circundantes, única forma conocida en aquellos momentos para su obtención, ya que no existe constancia de extracción primaria. Por otro lado, los expertos destacan el alto grado de pureza del oro, que nos vuelve a dirigir a su obtención mediante la batea de los ríos. Todos estos aspectos sugieren una sociedad compleja y de evidente reparto de tareas.

Las dudas no terminan aquí, ya que algunos de los objetos hallados sugieren contactos exteriores, aspecto que no es de extrañar en una zona con fuerte influencia de las corrientes atlánticas. Dicha influencia, de las culturas prehistóricas de las islas británicas, es evidente en yacimientos cercanos en los que se han hallado armas como las hachas de talón, por lo que no es descartable dichos aportes exteriores al tesoro. Pero lo que resulta más contradictorio es la decoración de los vasos y las jarras, es muy complicado que esta se efectuara sin algún sistema de rotación similar a un torno, por lo que evidentemente puede llegar a retrasar la datación del ocultamiento hasta la llegada de los fenicios un milenio después.

Conclusión.

No puedo concluir sin introducir una pregunta: ¿A qué es debido el poco conocimiento de este tesoro comparado con otros similares? Sinceramente no he encontrado la respuesta, las enormes dudas y las contradicciones que generan las diferentes hipótesis, pueden estar detrás de este aspecto. Pero al menos podemos empezar a cambiar el discurso de que el Tesoro de Villena es el mayor localizado en la Península Ibérica. A expensas de que futuros estudios nos puedan rebelar más aspectos sobre el Tesoro de As Silgadas, podemos afirmar, al menos, que en cuanto a tamaño es el más importante de todos los hallados en España.

Mas info:

El tesoro desencantado, As Silgadas (Caldas de Reis), Xoán M. Domato Castro y Beatriz Comendador Rey, 1998.

museo.depo.gal

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: