Provincia de Soria, más de 10.000 km2 de pura historia.

Ni podemos, ni queremos negarlo, en Caminando por la historia tenemos una predilección especial por la provincia española de Soria, un verdadero paraíso para los que amamos la historia. Como bien dice el título sus más de 10.000 km2 han sido testigos de algunos de los hechos más destacables de nuestra historia, los cuales han dejado en la provincia un destacado patrimonio histórico. A través de estas líneas, con un pequeño recorrido por los detalles más destacados de su devenir histórico, os queremos animar a que la descubráis con vuestros propios ojos, ir a Soria, sin duda os dejará un gran sabor de boca.

Prehistoria.

Para encontrar los primeros indicios de vida en las llanuras sorianas podemos acudir a la manida frase “desde tiempos inmemoriales”. Este aspecto lo podemos deducir del hallazgo en el sur de la provincia, cerca de Medinaceli, de los yacimientos de Ambrona y Torralba, en los cuales se ha localizado la mayor muestra de fósiles animales de toda la Península. La zona esta considera hoy día, un cementerio de elefantes, que fue aprovechado por el Homo heidelbergensis para su alimentación. Este aspecto ha llevado a estos yacimientos al primer orden de preferencia para los estudios del Paleolítico Inferior, las discusiones han versado en torno a las aptitudes de estos antecesores, como cazadores o carroñeros. Podemos recomendar la visita al yacimiento de Torralba donde nos encontraremos un pequeño museo interpretativo.

Para acércanos al siguiente destino, a parte de un gran salto en el tiempo, debemos viajar al norte, donde en las inmediaciones de la capital soriana encontraremos el Monte Valonsadero. Allí se localizaron en el siglo XX al menos 35 abrigos, con muestras del arte esquemático prehistórico. Dicho arte fue elaborado por los agricultores y ganaderos de la Edad de los Metales (3.000-2.000 a. C.), por lo que podemos deducir que fue un lugar de paso importante, de estas comunidades semi-nómadas. El espacio es visitable en una agradable excursión por este paraje de singular belleza.

 

recreación del extingido Palaeoloxodon antiquus en las cercanias de Ambrona (Soria)
recreación del extingido Palaeoloxodon antiquus en las cercanias de Ambrona (Soria)
Pinturas de Valonsadero (Soria)

Etapa Celtíbera.

Con el permiso de las demás, entramos en la época más singular de la historia de las tierras sorianas. Al menos de las más conocidas, dada la importancia que en la protohistoria de este país se le ha dado al periodo de la conquista romana de la Península, donde los celtíberos se convirtieron por méritos propios en los más aguerridos defensores de la misma. Gracias a las conocidas como Guerras Celtíberas (181-133 a. C.), los cronistas romanos nos dieron a conocer a este primer pueblo de la provincia de Soria, los Arévacos.

De todos los restos que la arqueología nos ha descubierto en la referida época, podemos destacar tres principalmente. Aunque dos de ellos, Uxama y Tiermes del cual hablaremos después, son más conocidos por la posterior ocupación romana que apenas dejó indicios de época celtíbera. Por lo que la visita más recomendable para conocer a los arévacos, es Numancia, la ciudad asediada por los romanos durante interminables años, y que está situada en Garray a escasos 7 km al norte de Soria capital. La visita al yacimiento se hace guiada, además se han museizado dos viviendas celtiberas.

Numancia (Soria)
Numancia (Soria)

Época romana.

Desde la toma de Numancia en el año 133 a. C. la provincia inicia su proceso de romanización. De este periodo precisamente podemos visitar en la localidad de Muro, cerca de Agreda, un museo interpretativo denominado Augustóbriga, su nombre vendrá en relación por la principal función de este espacio en tiempos del Imperio Romano, donde ejercía de punto de descanso entre las grandes ciudades romanas de Asturica Augusta (Astorga) y Caesaraugusta (Zaragoza).

Si nos tenemos que quedar con un yacimiento romano en concreto, por su singularidad deberíamos escoger Tiermes, la ciudad arévaca que finalmente se entregó a Roma en el año 98 a. C. Durante los cerca de cuatro siglos que estuvo bajo los designios de la provincia romana de la Tarraconensis, la ciudad excavada en piedra se convirtió en una gran ciudad de más de 3.000 habitantes. Hoy está al aire libre y su visita es gratuita, a pesar de lo cual es aconsejable la visita guiada.

Otro de los periodos importantes de la provincia fue el Bajo Imperio, durante dicho periodo las llanuras sorianas se cubrieron con las tradiciones villas romanas rurales, donde los grandes potentados bajoimperiales ejercían un dominio casi independiente de las estructuras imperiales, y que fueron el germen del feudalismo medieval siglos después. Dos son los ejemplos más destacados que podemos encontrar hoy día de dicho periodo: Por un lado, la Villa de la Dehesa a unos 30 km de la capital, dicha villa perteneciente a la antigua familia de tradición de celtíbera de los Irrico, es visitable en toda su extensión de 4.000 m2, gracias a un gran museo. Del mismo periodo fue la Villa romana de Quintanares, con algunos de los más destacados mosaicos encontrados en España, y hoy día acomodados en el museo Numantino de la capital soriana.

Tiermes (Soria)
Tiermes
Villa de la Dehesa (Soria)
Villa de la Dehesa
Mosaico de la abundancia en Quintanares (Soria)
Mosaico de la abundancia en Quintanares

 

Bajo dominio musulmán.

Tras la caída del Imperio Romano, y los pocos vestigios que dejaron los visigodos en la provincia de Soria, llegamos a la conquista musulmana de la provincia, acontecida como el resto de la Península, con la excepción del reino Astur, durante la segunda década del siglo VIII.

Pero será especialmente en el siglo X, y comienzos de XI, cuando la provincia de Soria se convierta en el campo de batalla de musulmanes y cristianos. A principios de dicho siglo, la expansión cristiana había llegado a la frontera natural que ofrecía el rio Duero, este hecho llevó al potente Califato de Córdoba a iniciar una serie de movimientos destinados a frenar la expansión de los reinos cristianos. De este periodo son la fortaleza musulmana más grande construida en Europa, la fortaleza de Gormaz. Por otro lado, en tiempos del caudillo Almanzor, se trasladó la capital de la Marca Media musulmana, desde Toledo a Medinaceli, ciudad que con gran probabilidad vio morir tan destacado personaje. Los restos de una alcazaba y la muralla de esta ciudad son dos de los vestigios que se pueden visitar.

Una construcción muy especial de la provincia de Soria son las atalayas musulmanas levantadas durante este periodo, las cuales se convirtieron en los mejores puntos de vigilancia de la llanura soriana. Estas construcciones redondas de más de 10 m de altura se han encontrado dispersas por toda la provincia, destacar la Atalaya de Veruela en el municipio de Caltojar, como una de las mejor conservadas.

No podemos despedirnos de este punto sin descubrirnos ante una de las joyas de la arquitectura mozárabe de la Península. Es preciso recordar que los mozárabes eran cristianos que vivían dentro del territorio musulmán conservado su religión, y que erigieron en un apartado rincón de la geografía soriana la ermita de San Baudelio.

muralla arabe de medinaceli (Soria)
muralla árabe de Medinaceli
Fortaleza de Gormaz (Soria)
Fortaleza de Gormaz
Atalaya de Veruela (Soria)
Atalaya de Veruela

 

Repoblación cristiana en la Edad Media.

Tras la muerte de Almanzor y especialmente en el siglo XII se inicia la gran repoblación cristiana de los territorios de la provincia de Soria. De este periodo seguro que nos dejamos por el camino grandes construcciones, la labor constructiva tuvo su punto álgido durante los siglos XII-XIV. Sin ir más lejos, la capital Soria entrará de lleno en la historia, en tiempos de Alfonso I el batallador, aproximadamente en el año 1111.

Estamos en la época donde los cristianos harán suyos los castillos musulmanes y construirán los suyos propios. Desafortunadamente la mayoría de ellos están faltos de espacios museizados y su estado de deterioro es considerable. Los ejemplos son numerosos; Ucero, Catalañazor, Yanguas, Caracena, o Magaña. Destacar dos espacios de recomendable visita, debido a que fueron reconstruidos al final de la Edad Media y ambos tienen visitas guiadas; el Castillo de Berlanga de Duero y el Castillo de Almenar.

Destacar también que de la mano de la repoblación cristiana vino el románico. Se han contabilizado más de 300 construcciones en la provincia de Soria con este primer sistema artístico y constructivo unitario de la Edad Media. Un buen lugar para comenzar la visita sería la capital, donde encontraremos el claustro de San Juan de Duero o la Iglesia de Santo Domingo. A las que podíamos añadir tres visitas muy recomendables; para comenzar el monasterio cisterciense de Santa maría de la Huerta, a continuación, La Iglesia de San Miguel en San Esteban de Gormaz, considerada como una de las precursoras del románico en Castilla. Por último y aprovechado la visita al yacimiento arqueológico celtibero-romano de Tiermes, nos encontraremos con la ermita de Santa María, construida con las piedras de la propia ciudad romana.

Castillo de Berlanga de Duero (Soria)
Castillo de Berlanga de Duero
Claustro de San Juan de Duero (Soria)
Claustro de San Juan de Duero
Castillo de Ucero (Soria)
Castillo de Ucero
Iglesia de San Miguel en San Esteban de Gormaz (Soria)
Iglesia de San Miguel en San Esteban de Gormaz
Castillo de Almenar (Soria)
Castillo de Almenar

El Renacimiento y el Barroco en Soria.

En 1492 con la conquista de América, o la expulsión de los judíos por los Reyes Católicos, se inició en la provincia soriana un declive económico y demográfico del que no se ha recuperado. A día de hoy, junto a la provincia de Teruel son las más despobladas de España y de Europa.

Pese a ello podemos destacar de este periodo algunas localidades de visita obligatoria. La primera de ellas, El Burgo de Osma, situada junto a la ciudad celtíbera de Uxama, donde nació esta población que adquirirá su periodo de mayor esplendor, gracias al dominio que en ella ejerció la iglesia cristina precisamente en la Edad Moderna. De este periodo son la Universidad de Santa Catalina (siglo XVI), el seminario de Santo Domingo de Guzmán o el Antiguo Hospital de San Agustín (siglo XVII).

Es preciso recordar que, con la Edad Moderna, proliferaran la concesión de títulos nobiliarios por parte de los reyes a destacados personajes de la nobleza. En la provincia de Soria también encontramos algunos ejemplos, como el Ducado de Medinaceli, concedido por la Reina Isabel de Castilla a Luis de la Cerda y de la Vega, gracias al cual, sus descendientes construirán el Palacio Ducal de Medinaceli.

Hospital de San Agustin, Osma (Soria)
Hospital de San Agustin, Osma
Palacio Ducal de Medinaceli (Soria)
Palacio Ducal de Medinaceli

La provincia de Soria hoy día.

Como ha quedado señalado la provincia de Soria es una de las menos habitadas de España y de Europa. Pero evidentemente este aspecto tiene sus repercusiones positivas, ya que se ha convertido en un verdadero refugio natural, el rio Duero, los picos de Urbión, el Cañón del rio Lobos, o la Laguna Negra, entre otras, son visitas obligadas. Pero además la Diputación de Soria o la Junta de Castilla y León llevan años intentado promocionar el turismo cultural de esta fantástica provincia, a buena fe, en parte lo han conseguido con algunos buenos ejemplos, no quiero olvidarme del Museo Numantino de Soria, pero que no se relajen, que queda mucho por hacer. Por lo que respecta a mí personalmente le debía este artículo a Soria, es sin duda uno de mis lugares predilectos. Concluyó como he comenzado, ir a Soria, no os arrepentiréis.

Cañon del rio Lobos (soria)
Cañon del rio Lobos
Museo Numantino
Museo Numantino

Enlaces recomendados:

sorianitelaimaginas

turismosoria

guiadesoria

Imágenes:

commons.wikimedia

flickr

Creo que no me queda más que invitaros a conocer un poco mejor la provincia de Soria, en los cuatro artículos que en Caminando por la Historia le hemos dedicado:

Ermita de San Baudelio, la capilla Sixtina del arte mozárabe.

Tiermes, la ciudad romana excavada en piedra.

Gormaz, la fortaleza califal más grande de Europa, obra de Al-Hakim II

La misteriosa villa romana de La Dehesa en Soria.

 

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: